Sugerencias
COLUMNAS PERIODÍSTICAS

SEGUIREMOS ATENTOS SOBRE LAS INVESTIGACIONES EN TORNO AL FORADO EN EL JCP


SEGUIREMOS ATENTOS SOBRE LAS INVESTIGACIONES EN TORNO AL FORADO EN EL JCP

En mi columna de hace unos días, publiqué una nota en torno al desfalco descubierto en el JCP, la misma que también apareció en la Revista Prismático de la semana pasada. Ya antes había solicitado un pronunciamiento de las autoridades de la Institución las mismas que, rompiendo su silencio, hicieron público un comunicado el 7 de junio, dando a conocer que se ha interpuesto una demanda penal ante el Departamento de Investigación Criminal de la Policía Nacional del Perú contra Jorge Barreto Guinea, autor directo del forado descubierto en días pasados, y los que resulten responsables, comprometiéndose al mismo tiempo a informar oportunamente los resultados de las investigaciones. Se ha verificado en forma fehaciente, la existencia de irregularidades e indicios de comisión de delitos y faltas funcionales que obligan se adopten las acciones legales que la ley franquea.
Publiqué entonces copia de un Memorándum firmado por Jorge Barreto Guinea y dirigido a la señora Carmen Saravia, Contadora General del JCP, de fecha del 24 de abril de 2017, donde le expresa lo siguiente:
“Por encargo de la Gerencia General (en ese momento a cargo del renunciante Emilio Van Oordt) se ha habilitado una Caja expendedora de boletos en las Oficinas de Concesiones. Esta Caja deberá estar registrada contablemente como parte de Concesiones y se le deberá asignar un código. Esta Caja se va a utilizar en el procedimiento de pago de boletos ganadores de clientes, que por el importe del premio deberán ser pagados en cheques. Asimismo es necesario la habilitación de esta Caja como generadoras de Notas de Abono para casos extraordinarios autorizados por la jefatura. La liquidación de esta caja estará a cargo del personal de concesiones”.
Este memorándum indica desde qué fecha y quién es el responsable de su instalación en la oficina de Barreto para ponerla operativa, algo nunca permitido o visto en el Jockey. Cabe entonces la pregunta ¿Por qué Van Oordt autoriza la instalación de una máquina en una oficina?
El señor Jorge Emilio van Oordt Parodi, mediante carta notarial remitida a mi persona y publicada igualmente en Revista Prismático de esta semana aclara que no es cierto que a su iniciativa el Jefe del Área de Concesiones de la Gerencia de Hipódromo, haya instalado una máquina expendedora de boletos en la Oficina de Concesiones. Indica que el señor Barreto llevó por iniciativa propia, una máquina al Departamento de Concesiones que él jefaturaba, supuestamente para el pago de boletos ganadores de sumas altas.
Y añade que lo solicitado por el Jefe de Concesiones a la Contadora General en dicho Memorándum, así como un Memorándum similar dirigido al Jefe de Cómputo, ocasionaron que inmediatamente después de recibirlos, la Contadora General y el Jefe de Caja Central, respectivamente, en una reunión en la Oficina de la Gerencia General, expusieran su oposición a tal instalación por motivos de seguridad.
Ante este hecho – dice – vía telefónica y luego mediante una anotación escrita con su puño y letra, no haya autorizado la instalación de la citada máquina y ordenó que no fuera activada, pues no lo estaba hasta ese momento.
Señala que en el original del Memorándum del señor Barreto a la Contadora General aparece dicha anotación.
En la copia del Memorándum que publiqué en mi nota está claramente su VB y su sello, aunque ahora Van Ordt afirma que puso una nota manuscrita de su puño y letra en la copia dirigida a la Contadora General y que no tenía conocimiento de que dicha máquina continuaba instalada y seguía operando y que tampoco le fueron informadas irregularidades del Área de Concesiones por la Gerencia de Hipódromo, pero reconoce que el Área de Contabilidad si reclamaba por un retraso excesivo en la cobranza semanal.
Me pregunto ¿Por qué una anotación de puño y letra y no de inmediato un respuesta por intermedio de otro Memorándum? Significa esto que Barreto por su propia iniciativa actúo sin que ninguno de los jefes haya sabido nada. Es decir, Barreto en el club trabajaba haciendo lo que le daba la gana porque no rendía cuentas de su trabajo a nadie o sea resulta que ninguno de los gerentes revisa producción nadie analiza reportes de nada.
Bueno para nosotros es imposible que Barreto haya actuado solo, debe haber más personas implicadas. Solo esperamos que las investigaciones se hagan con la mayor prontitud y que se sanciones ejemplarmente a los responsables caiga quien caiga. Seguiremos atentos para ver sus resultados.


Juan José Esquerre Pasco



Noticias Relacionadas